TRATAMIENTO CELULITIS

La celulitis o “Paniculopatía del Tejido Adiposo”, también conocida como “piel de naranja” es un problema que afecta entre el 85% y 95% de las mujeres tras pasar la pubertad y varía también entre las diferentes etnias a nivel mundial. Afecta a las mujeres casi en exclusiva debido a dos factores, la disposición de los septos fibrosos en el tejido conjuntivo de la piel (diferente entre hombres y mujeres) y a las diferencias hormonales de ambos sexos. Predisponiendo a las mujeres a la retención de líquidos y grasas durante la edad fértil, y apareciendo principalmente en muslos, glúteos y brazos.  Con lo que no discrimina entre mujeres delgadas o de mayor talla, ni tampoco entre deportistas o sedentarias.

El problema radica en la circulación de la capa profunda de la piel, llamada hipodermis, donde van acumulándose líquidos que harán que aparezca el efecto “piel de naranja” sobre la piel. Y por lo tanto debemos entender que es un problema diferente al de engordar o acumular grasa en pacientes con aumentos de peso. Igualmente es importante entender que es un problema a tratar y prevenir desde los primeros signos de aparición puesto que existen 4 fases de evolución en la celulitis siendo la última fase una patología dolorosa que compromete vasos sanguíneos y nervios, llegando a producir nódulos fibróticos.

El tratamiento de la celulitis pasa por deshacer el círculo vicioso de retención de líquidos, que a su vez comprometen el riego vascular y aportación de oxígeno a los tejidos junto con el compromiso del sistema linfático.

El uso de masajes manuales para el drenaje linfático, aparatología como el LPG que efectúa el masaje pudiendo variar la intensidad del masaje acompañado de una succión que estimulara el riego sanguíneo y su posterior drenaje, como el uso de presoterapia serán algunas de las técnicas no invasivas y muy eficaces sobre este tipo de problema.

QUIERES SABER MÁS DE LPG

QUIERES SABER MÁS DE PRESOTERAPIA

QUIERES SABER MÁS DE MASAJES MANUALES